Servicio de millones

Impuesto indirecto castellano creado bajo el reinado de Felipe II (1556-1598), vigente desde 1590 hasta 1845, que consistía en un recargo sobre los precios del vino, vinagre, aceite, jabón y velas de sebo. Su nombre respondía a que, primitivamente, se trataba de una concesión de un número determinado de millones de ducados que las Cortes castellanas hacían al rey por un periodo de tiempo limitado. El sistema fiscal de la monarquía hispánica en el reino de Castilla se vertebraba sobre cuatro conceptos: a) los impuestos, entre los que destacaba la martiniega, la moneda forera y, sobre todo, la alcabala; b) las regalías, que incluían los estancos, en los que el rey tenía el monopolio de producción y venta de productos tales como el plomo, azufre, sal, naipes, hielo y tabaco, así como las aduanas en los puertos de mar; c) las contribuciones eclesiásticas, que incluían la bula de cruzada, las tercias reales, expolio y vacantes y las primicias; y d) los servicios. Los...

Este sitio web utiliza cookies, propias y de terceros con la finalidad de obtener información estadística en base a los datos de navegación. Si continúa navegando, se entiende que acepta su uso y en caso de no aceptar su instalación deberá visitar el apartado de información, donde le explicamos la forma de eliminarlas o rechazarlas.
Aceptar | Más información