Jerónimo Hernández

(Ávila, h 1540- Sevilla, 27-VII-1586). Escultor. En 1557 viajó a Sevilla para colaborar con Isidro Villoldo en la realización de un retablo, desaparecido en la actualidad, para la cartuja de Santa María de las Cuevas. Tres años más tarde, al morir Villoldo, se hizo cargo de la obra Juan Bautista Vázquez el Viejo, principal difusor del manierismo en la escuela escultórica sevillana. La influencia que ejerció este maestro, a la que hay que sumar la derivada de los dibujos de Pedro de Campaña, resultó decisiva en la formación de Hernández, quien en 1566 esculpió un San Jerónimo Penitente para el retablo de la Visitación de la catedral hispalense. Entre 1570 y 1573 realizó el retablo mayor de la sevillana iglesia de la Madre de Dios, del que se conservan varios relieves y una Virgen con el Niño. Durante esos mismos años colaboró con su maestro, Juan Bautista Vázquez, en el retablo mayor de San Mateo de Lucena (Córdoba). En 1575 está documentada su intervención en...

Este sitio web utiliza cookies, propias y de terceros con la finalidad de obtener información estadística en base a los datos de navegación. Si continúa navegando, se entiende que acepta su uso y en caso de no aceptar su instalación deberá visitar el apartado de información, donde le explicamos la forma de eliminarlas o rechazarlas.
Aceptar | Más información