Gonzaga

Introducción

Familia de políticos y militares originaria de Gonzaga, ciudad del N. de Italia. Los primeros Gonzaga, llamados Corradi di Gonzaga, poseyeron bienes en Mantua, Reggio Emilia, Cremona, Verona e Ivrea y estuvieron al servicio de la condesa Matilde de Canossa. Luis I (1278-1360) derrocó a la facción ciudadana de los Bonacolsi, que tenía el poder en el ducado de Mantua, y fue nominado capitán general (1328), con derecho a designar a su sucesor. Un año después fue nombrado vicario imperial pero, posteriormente, tuvo que rendir vasallaje a los Visconti milaneses, situación de dependencia que se prolongó hasta el s. XVI pese a los continuos intentos por lograr una autonomía política. Dada la importancia estratégica del ducado, dominado por los Gonzaga, tanto Francia como los Austria españoles lucharon por el control de la zona y por captar la influencia de los distintos integrantes de la casa ducal, que se diversificaron en distintas ramas y ocuparon relevantes cargos en la Iglesia, la milicia y en la cultura. Federico II Gonzaga (1500-1540), hijo de Francisco II, recibió de manos del monarca español Carlos I (1516-1556) el título ducal (1520) y adquirió como dote matrimonial de su segunda mujer, Margarita Paleólogo, el marquesado de Monferrato (1536), codiciado por la Casa de Saboya, aunque hasta la firma de la Paz de Cateau-Cambresis (3-IV-1559), que puso fin a la guerra franco-española por las posesiones de Italia y Flandes, los Gonzaga no pudieron ejercer una posesión efectiva. Ferrante Gonzaga (¿?-1557), al mando de tropas imperiales, restableció el gobierno de la familia Médicis en Florencia (1530). Ejerció el cargo de virrey de Sicilia (1535-1546), participó en la Campaña de Provenza (1536) y, tras las constitución de la Santa Liga (8-II-1538), en la fracasada expedición a Argel, como comandante en jefe de las tropas terrestres. Adquirió por compra el ducado de Guastalla (1539), en la confluencia de los ríos Crostolo y Po (Reggio Emilia), y se convirtió en el primer miembro de esta rama familiar. En 1543 fue nombrado capitán general del ejército que Carlos I organizó para tomar el ducado de Clèves (1543) y, en abril de 1546, el emperador le designó gobernador de Milán y generalísimo de todas las fuerzas españolas en Italia. Durante el ejercicio de su mandato, en el que se mantuvo hasta 1555, fue acusado de haber intervenido en el asesinato del hijo del papa Pablo III (1534-1549) y duque de Parma, Pedro Luis Farnesio (1547). Con el beneplácito de Carlos I se apoderó de Piacenza, hasta entonces regida por el hijo natural del pontífice, e intentó infructuosamente ocupar Parma. Vespasiano Gonzaga y Colonna (1532-1591) poseyó los títulos de I marqués (1565), I príncipe (1574) y I duque (1577) de Sabbioneta, duque de Trayecto, marqués de Hostiano, Bezzolo y Rivarolo, conde de Fundi y de Rodrigo, príncipe del Sacro Imperio Romano y caballero del Toisón. Después de asesinar a su primera mujer, Diana de Cardona y Gonzaga, contrajo matrimonio con Ana de Aragón y Cardona (1564) y, posteriormente, con Margarita Gonzaga de Guastalla. En 1571 el monarca español Felipe II (1556-1598) le encargó la elaboración de un informe que detallase los problemas y deficiencias que ofrecía la defensa de Navarra, y un año después, el 21-III-1572, fue designado virrey de Navarra en substitución del duque de Medinaceli. Durante su virreinato fortificó el territorio a su cargo y ordenó la construcción de la ciudadela de Pamplona. Abandonó el puesto al ser nombrado virrey de Valencia (1575-1578), donde desarrolló una gran actividad legislativa, reorganizó el ejército existente y dedicó una especial atención a la fortificación de la costa, amenazada por piratas berberiscos. Posteriormente fue virrey de Nápoles, embajador en Viena y plenipotenciario español en Praga (1588). A la rama de los marqueses de Cas-tiglione, señores de Solferino y marqueses de Luzzara, perteneció Ferrante Gonzaga, que durante la mayor parte de su vida estuvo al servicio de Felipe II. Intervino en la batalla de San Quintín (1557) y en las campañas de Orán (Argelia), Túnez y Perpiñán (Francia). Casado con Marta Tana, fue padre del jesuita Luis Gonzaga, santificado en 1726. A la muerte de Francisco IV Gonzaga (1586-1612), Carlos Manuel I de Saboya el Grande (1580-1630) pretendió el marquesado de Monferrato alegando los derechos de su hija Margarita, que en 1608 había contraído matrimonio con Francisco IV de Mantua, hecho que le llevó a enfrentarse con el rey español Felipe III (1598-1621). Un nuevo problema sucesorio, suscitado esta vez en 1627 al fallecer sin descendencia directa Vicente II Gonzaga, enfrentó a dos ramas familiares de los Gonzaga, que gobernaban, respectivamente, los ducados de Guastalla y Nevers, por la posesión de Mantua y Monferrato. La disputa originó una nueva guerra franco-española en Italia, ya que Felipe IV (1621-1665) apoyó al bando de los Guastalla, mientras que el monarca francés hizo lo propio con el de los Nevers. El último Gonzaga vinculado a España fue Ferrante Gonzaga (¿?-1723), príncipe de Castiglione, que desempeñó el cargo de virrey de Valencia. Durante la Guerra de Sucesión (1701-1714) sus dominios en el N. de Italia pasaron a ser controlados por Austria.

Este sitio web utiliza cookies, propias y de terceros con la finalidad de obtener información estadística en base a los datos de navegación. Si continúa navegando, se entiende que acepta su uso y en caso de no aceptar su instalación deberá visitar el apartado de información, donde le explicamos la forma de eliminarlas o rechazarlas.
Aceptar | Más información